Rang-tan el orangután de Greenpeace vetado en la televisión inglesa

Un anuncio animado, que alerta sobre los problemas que el aceite de palma causa en la selvas tropicales, se ha encontrado con la negativa de las autoridades británicas para ser emitido en TV.

El anuncio navideño de la cadena de supermercados ingleses Iceland tiene como protagonistas a una niña y a un pequeño orangután que invade su habitación y la convierte en un caos.

Cuando la niña se quiere expulsarlo, Rang-tan, el pequeño primate, le cuenta una historia triste sobre que dejó su selva natal por la destrucción que causa la extracción de aceite de palma en las selvas tropicales, su hábitat.

La publicidad política no está permitida en la televisión británica, y según una norma, los anuncios violan la ley si se transmite “por o en nombre de un organismo cuyos objetos son total o principalmente de naturaleza política“.

Greenpeace es el responsable real del anuncio, pero según Clearcast, el organismo británico que decide si los anuncios publicitarios cumplen con la ley, esta organización ecologista no ha podido demostrar que no sea un “anunciante político“, motivo por el que Greenpeace llegaría a un acuerdo con Iceland para emitirlo como un anuncio de la empresa de supermercados. Pero al final Clearcast vetó el anuncio por infringir las normas de publicidad política, así que no podía ser emitido.

Iceland lanzó el video en las redes sociales el viernes y ya se ha hecho viral consiguiendo más repercusión que si no hubiese sido prohibido en TV.